jueves, 20 de octubre de 2011

Las tostadas quemadas y la tolerancia


Cuando era niño, ocasionalmente mi madre como cena nos daba café con leche con muchos agregados.

Recuerdo especialmente una noche, cuando ella nos sirvió café con leche, después de un día de trabajo muy duro.

Esa noche, mi madre le puso un plato con huevos revueltos, fiambre y tostadas bastantes quemadas frente a mi padre.

Recuerdo haber esperado un poco, para ver si papá notaba ese hecho.

Todo lo que mi padre hizo, fue tomar su tostada, sonreír a mi madre y preguntarme como había sido mi día en la escuela.

No recuerdo lo que le respondí, pero recuerdo haberlo mirando, untando la torrada con manteca y jalea y comiendo cada bocado.

Cuando me levanté de la mesa, aquella noche, escuché a mamá disculpándose por haber quemado las tostadas.

Nunca me olvidé de la respuesta de papá "me encantó la tostada quemada".

Mas tarde, aquella noche, cuando le fui a dar un beso de buenas noches a papá, le pregunté si realmente le había gustado aquella tostada.

El me tomó en sus brazos y me dijo:

Compañero, tu madre tuvo un día de trabajo muy pesado y estaba realmente cansada... Además de eso, una tostada quemada no le hace mal a nadie.

La vida está llena de imperfección y las personas no son perfectas. Tampoco soy el mejor marido, el mejor empleado o cocinero, tal vez ni siquiera el mejor padre, aunque intente serlo todos los días.

He aprendido a través de los años, que saber aceptar las fallas ajenas, intentando minimizar las diferencias entre unos y otros, es una de las llaves más importantes para crear relacionamientos saludables y duraderos. Desde que tu madre y yo nos unimos, aprendimos los dos a suplir uno las fallas del otro.

Yo sé cocinar muy poco, pero aprendí a dejar la olla de aluminio reluciente. Ella no sabe usar la perforadora, pero después de mis arreglos, ella hace que todo quede limpio y perfumado. Yo no sé hacer una lasaña como ella lo hace, pero ella no sabe asar una carne como yo lo hago. Yo nunca supe hacerte dormir, pero conmigo tú tomas un baño rápido y sin reclamar

La suma de nosotros crea el mundo que te recibió y te apoya, ella y yo nos complementamos. Nuestra familia debe aprovechar este nuestro universo mientras estemos los dos presentes. No es verdad que más tarde, el día que uno de los dos parta, este mundo se va a desmoronar, de ninguna manera. Nuevamente tendremos que aprender a adaptarnos para hacer lo mejor.

De hecho, podríamos extender esta lección para cualquier tipo de relacionamiento, entre marido y mujer, entre padre e hijos, entre hermanos, entre colegas, con amigos y también en el ambiente profesional. Entonces hijo, esfuérzate para ser siempre tolerante, principalmente con quien dedica su precioso tiempo de vida a ti y al prójimo

Las personas se olvidarán de lo que le hagas, o de lo que le digas. Pero nunca se olvidarán el modo en el cual las hiciste sentir.

Autor desconocido


10 comentarios:

  1. Este blog está lleno de grandes textos, y este es uno de ellos.
    Un saludito desde Mundo Paralelo

    LauNeluc

    ResponderEliminar
  2. Oh, cariño, este me emocionó. ¡Qué bonita manera de explicar que nos encontramos en la Tierra para complementarnos! Tanto si de una pareja se trata como de realciones de amistad. Gracias por adornar el muro de El Mágico Despertar... siempre con esta historias tan lindas.
    ¡Qué tengas un día maravilloso!

    ResponderEliminar
  3. me satisface enormemente que así te parezca este blog Mundo Paralelo. Son un verdadero placer leer las maravillosas palabras que habéis escrito y un honor el que lo sigáis.
    Un fortísimo abrazo cielos

    ResponderEliminar
  4. Paqui cielo, te entiendo a la perfección pues me ocurrió lo mismo. Para que todo vaya bien ha de haber un equilibrio, una complementación entre ambas personas, y cuando eso ocurre y existe ese respeto, comprensión y amor todo funciona a la perfección.
    Es un placer para mí compartir esto con vosotros cielo.
    Te mando un fuerte abrazo de todo corazón preciosa.

    ResponderEliminar
  5. Si tomamos las cosas que no salen como nos apetece, con mas tolerancia , es seguro que la proxima vez saldran mejor y asi lastimamos menos a los que amamos.
    Actuemos con el ejemplo del padre, dando valores a nustros hijos y seguro que tomarán buena nota para con nosotros en el futuro.
    Me ha gustado mucho,Mari Carmen.

    ResponderEliminar
  6. Así es Londonnek. Hay que tener respeto ante todo y ver no sólo la parte que hemos considerado negativa, sino lo positivo. En ocasiones las personas dan mucho y según el resultado que tengan así se les trata. Mejor que como bien dices seamos tolerantes, que además, como humanos que somos cometemos errores y tenemos despistes. Este buen hombre es un gran ejemplo de respeto amor y consideración hacia las personas. un perfecto ejemplo para sus hijos.
    Un fuerte abrazo y gracias como siempre por tu amable comentario cielo

    ResponderEliminar
  7. Hola Mari Carmen, sólo vine a decirte que eres una preciosa persona y a desearte mucha felicidad. Eres tan positiva, afectuosa y emotiva, que te mereces cosas muy bellas, porque las generas. También a darte las gracias, por ser así.
    Muchos aníses, caramelos y un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Jope Sara, me has emocionado con tus palabras cielo.
    Gracias por verme del modo que has expresado mi niña. Siempre digo que soy tan sólo una mortal más con virtudes y defectos al igual que el resto. Lo que sí te digo cielo, es que aunque tengo mis momentos mejores y peores, es cierto que siempre intento ser positiva y transmitir esa positividad pues es lo mejor que podemos hacer. Si nos vamos bajando acabamos hundiéndonos mi niña, y la vidaes demasiado hermosa como para perder tiempo desperdiciándola.
    Gracias de todo corazón por tus buenos deseos cielo. Tú también eres una preciosa niña con un amor inmenso, un gran corazón y gran sensibilidad, porque de lo contrario, no realizarías el gran trabajo que realizas.
    Un fortísimo abrazo con todo mi corazón Sara y gracias, gracias, gracias cielo.

    ResponderEliminar
  9. Grandes verdades cielo...el corazón no olvida todo aquello que nos hizo sentir.Todo aquello que se haga con amor, el alma se llena.Un abrazo con todo el amor de mi corazón

    ResponderEliminar
  10. Sí mi cielo, y eso es lo que tiene que contar, con el amor que se hacen las cosas.
    Un abrazo con todo mi amor des lo más profundo de mi alma mi preciosa niña melillense

    ResponderEliminar

No se aceptarán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo o que puedan interpretarse como un ataque hacia cualquier colectivo o minoría por su nacionalidad, el sexo, la religión, la edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.

*Los comentarios no podrán incluir amenazas, insultos, ni ataques personales a otros participantes.

* Se reserva el derecho a eliminar cualquier comentario considerado fuera de tema.