miércoles, 28 de septiembre de 2011

Todo lo que tenéis deberá ser dado algún día

No dais sino poco cuando dais de vuestras posesiones. Es cuando dais de vosotros mismos que realmente dais. Porque qué son vuestras posesiones sino cosas que conserváis y defendéis por temor a necesitarlas mañana?

Y mañana qué puede traer el mañana al perro en demasía prudente que entierra huesos en la arena sin dejar huellas mientras sigue a los peregrinos hacia la ciudad sagrada?

Y qué es el temor de necesitar, sino la necesidad misma?

No es temer la sed cuando vuestra fuente está llena, la sed que es inexistente? Hay quienes dan poco de lo mucho que tienen, y lo dan para reconocimiento y su oculto deseo hace sus dádivas insanas.

Y hay quienes tienen poco y lo dan todo.Estos son lo que creen en la Vida y en la generosidad de la Vida, y su cofre nunca está vacío.

Hay quienes dan con alegría y esa alegría es su recompensa. Y hay quienes dan con dolor y ese dolor es su bautismo.

Y hay quienes dan y no conocen la pena de dar ni buscan alegría ni dan con preocupación de virtud. Dan como en el valle lejano el mirto exhala su fragancia, en el espacio.

A través de las manos de los que son como estos habla Dios, desde tras sus ojos, El sonríe sobre la tierra.

Es buenos dar cuando se os pide, pero es mejor dar cuando no se os pide, por compresión;

Y para el dadivoso, el buscar a aquel que pueda recibir, es gozo mayor que el dar.

Y, ¿hay algo que quisiera retener?

Todo lo que tenéis deberá ser dado algún día;

Por lo tanto dad ahora a fin que la época de dar sea vuestra y no de vuestros herederos,

A menudo decís: "Yo daría pero solo al que lo merece".

Los árboles de vuestro huerto no dicen así, ni los rebaños de vuestros campos.

Ellos dan para poder vivir porque retener es perecer.

Seguramente que aquel que es merecedor de recibir sus días y sus noches, es merecedor de todo lo demás de ti.

Y aquel que merece beber del océano de la vida merece llenar su copa en vuestra pequeña corriente.

Y quién sois vosotros para que los hombres deban abrir su pecho y develar su orgullo a fin de que podáis ver su valer desnudo y su orgullo no envilecido?

Ved primero que vosotros mismos merezcáis ser dadores y un instrumento del dar.

Porque en verdad es la vida la que da a la vida; mientras vosotros que os creéis dadores no sois sino testigos.

Y vosotros los que recibís, - y todos reciben- no asumáis el peso de la gratitud a menos que pongáis un yugo sobre vosotros mismos sobre aquel que da.

Mas bien elevaos junto con el dador sobre sus dones como sobre alas.


Khalil Gibran

10 comentarios:

  1. holaaaaa mari carmen cielito aqui en la mañana que ya si que me voy a pasear por la playa cielito tu entraitaa es mu buena mi madre me enseñó que aunque tu tengas mucho hay que dar a los demas y aunque tengas poco tambien yo veia ese ejemplo en mi chinita guapa pero a veces cariño una da y sigue dando y nunca te agradecen naita al contrario encima se creen que una tiene esa obligacion, yo no tengo tiempo porque mi animo no me deja aun subirme a ese montura que la via lleva pa poder galopar pero cuando la mar me regala su rumor su brisa yo lo agradezco en el alma asiassssssssss preciosa mia por estar ahiiiiiii eressssss una buenaza cielito me alegro en el alma que estes en mi via y en mis dias un muasckkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkk

    ResponderEliminar
  2. Unas muy hermosas reflexiones, Dar, y mejor es si das sin esperar, nada

    ResponderEliminar
  3. Hermoso, dar para recibir, con el corazón... Un gran ejemplo de mi abuela, lo poco que ella tiene siempre es para sus nietos, y no le importa si se queda sin nada porque lo hace de corazón... Un gran ejemplo de mis padres, que trabajan muchisimo para que a mi y a mis hermanos no nos falte nada... Me encanto!!!! Mil besitos ♥

    ResponderEliminar
  4. Mi preciosa Embrujo, ¿sabes dónde se encuentra el truquillo? simplemente se da sin esperar cielo. Cuando damos y damos de corazón, sin esperar que nada nos sea devuelto, no se sufren decepciones, así que a ti lo que siempre ha de contarte mi niña es lo que tú haces y lo que das tú, lo que los demás después hagan, es su conciencia, no la tuya.
    Me alegro muchísimo de que te encuentres ya mejor.
    Te mando un pedazo de abrazo toito achuchao para mi preciosa Embrujo.

    ResponderEliminar
  5. Sí Manuel. Efectivamente, cuando damos y damos sin esperar es cuando jamás nadie te decepciona. Simplemente demos de corazón.
    Un fuerte abrazo cielo

    ResponderEliminar
  6. Mi preciosa Lenn, así es cielo. Los padres y los abuelos se sacrifican por los hijos y los nietos, da igual lo que después hagan con ellos,pero hacen todo lo posible por darles lo mejor a costa de su propio beneficio.
    Es uno de los mejores ejemplos de incondicionalidad.
    Un fortísimo abrazo con todo mi corazón mi preciosa niña y gracias por pasarte nuevamente a dejar tu huellita cariño.

    ResponderEliminar
  7. Mi querida Mª Carmen: Siempre he pensado que cuando me vaya de este mundo quiero llevarme las manos llenas, pero llenas de haber hecho el bien porque lo que tenemos todo es prestado y no lo podemos llevar pero el amor y el bien que hemos repartido sí que van en nuestras manos.

    Es un escrito que no conocía. Gracias por compartirlo.

    Brisas y besos.

    Malena

    ResponderEliminar
  8. Todo lo que se da incondicionalmente es maravillos, ya que provienes de una única fuente...El corazón. Un abrazo con todo mi amor

    ResponderEliminar
  9. Queridísima Malena, en mi opinión creo que lo mismo que tú. Creo que lo mejor que puede uno llevarse el día que se va, es todo el amor y el bien que ha hecho durante la vida terrenal, y por supuesto, todo el amor que hemos recibido y las buenas obras que lo demás hayan hecho con nosotros. Lo material no importa nada, de eso, no te llevas nada, pero el alma sí que es enriquecida tan sólo con ver una preciosa sonrisa de alguien a quien le hayas hecho un bien.
    Gracias cielo por como siempre tanto amor en tu comentario.
    Un fuerte abrazo Malena

    ResponderEliminar
  10. Mi preciosa niña melillense, así es cielo. Ese es el verdadero amor incondicional, el que proviene del corazón y no espera nada, sólo da por puro amor y satisfacción.
    Un abrazo con todo el amor de mi corazón cielo

    ResponderEliminar

No se aceptarán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo o que puedan interpretarse como un ataque hacia cualquier colectivo o minoría por su nacionalidad, el sexo, la religión, la edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.

*Los comentarios no podrán incluir amenazas, insultos, ni ataques personales a otros participantes.

* Se reserva el derecho a eliminar cualquier comentario considerado fuera de tema.